5 de octubre de 2012

Días de 15 años tiene mi amor

Estos días han sido de "15 años tiene mi amor", y quien dice 15 años, dice 15 grados de máxima y quien dice tiene mi amor, dice tiene la mañana, y es que el tiempo está decidiendo que llega el momento de volver a cambiar, de que se acerque el tiempo otoñal... pero no está convencido de ello, por eso digo que está decidiendo, y a lo largo del día dobla esa máxima mañanera, porque echa en falta al verano, y a nosotros nos causa el efecto contrario volviéndonos locos con tanto calor y con el correspondiente resfriado.


Pero no todo son penas, ni cambios, ya que como todos los años en estas fechas, se respira Fiestas del Pilar en el ambiente y se agradecen para descansar, disfrutar y estudiar asignaturas horribles, ¿por qué no?

Mañana comenzarán dichas fiestas y la gente inundará la calle con sus cachirulos[1] y sus ganas de fiesta, probablemente más de lo normal, debido a tanto recorte y a tanta crisis por la que estamos pasando, que hace que no queramos gastar más de lo normal y que la gente opte por lo gratuito.

Sin embargo, hay una novedad en la ciudad y se llama Puerto Venecia. Para los que hayáis oído hablar de él o seáis de la zona e incluso hayáis estado, sabéis qué es, y es probable que a algunos os suene la noticia porque dicen que se crearán más de 3000 puestos de trabajo con ello. Para los que no, lo cual será para la mayoría de los lectores, concreto más: es un enorme centro comercial que se abrió relativamente ayer, ya que realmente hace meses que abrieron grandes tiendas como la de Mediamarkt o IKEA. Pero la gran apertura se dio hace tan sólo unas horas porque se inauguraba un tremendo Corte Inglés con su respectivo Hipercor, además de un Primark de tres plantas y una tienda de Apple, entre otras muchas de menor tamaño. No he estado desde antes de esta recién apertura y creo que no voy a visitarlo en un tiempo, hasta que se calmen las aguas, y nunca mejor dicho, porque por lo visto han puesto hasta barcas; y si esto es así es porque no tiene mucha gracia ir para no caber en las tiendas y tener que hacer cola fuera de ellas para pagar (o en su defecto, incluso fuera del edificio), siendo esto hechos reales de los que tengo conocimiento aunque no los haya visto con mis propios ojos.


Vista la situación, para el centro comercial sí hay dinero, tanto para crearlo, como para ir a comprar y a comprar y a comprar Y A COMPRAR. Me parece perfecto que se creen puestos de trabajo, es lo que necesita el país, y probablemente buena parte del mundo, pero si nos paramos a pensar, ¿es viable que haya tantísimo centro comercial? ¿y que además se esfuercen porque el más reciente sea más grande que el anterior?

Mi respuesta es no y más pensando en este caso en concreto, ya que El Corte Inglés llama mucho a la hora de comprar por su nombre y la confianza que da, porque el centro comercial es más cercano a la ciudad que Plaza Imperial, grande y reciente, y porque las tiendas, al menos las de más importancia, son más grandes que las de dicho centro comercial o las de otros no tan recientes. Por otro lado, mientras se crean estos puestos de trabajo, que tanto seducen a la población en la actualidad tanto por la falta de trabajo como por el atractivo de estos locales grandes y nuevos, amén de otras situaciones y de otros temas, el pequeño comercio se hunde. Ley de vida.



La magia de las palabras
Natalia Ortiz ©

PD: Hace tiempo que no escribía ninguna reflexión y por tanto, no la compartía con vosotros. El objetivo de la entrada no es crear una discusión, que unos estén de acuerdo y otros se lancen a mi yugular cibernética, si no el intentar escribir más seguido de nuevo, ya que últimamente me faltan las ganas y el tiempo como de costumbre y además, contaros un poco lo que ocurre por alrededor. Y es que a veces, tener un poco de tiempo libre, aunque sólo sea para ir al médico, te hace reflexionar.

[1]: clickar en cachirulo para leer entrada sobre los cachirulos

4 comentarios:

  1. Te deseo unas fiestas pilaricas estupendas. Diviértete y deja a un lado los libros en estos días.

    ResponderEliminar
  2. Monstruoso centro comercial, a mí me agobian, sinceramente me parece una oda al consumismo, pero si acompañamos la frase de inauguración eso de 3000 uestos de trabajo entonces a la gente ya no le parece tan mal, pero ¿y las tiendas que cerraran a consecuencia de esto?
    Eso sí, bonito es un rato. Y tranqui Natalia, no me voy a tirar a tu yugular cibernética, porque estoy totalmente deacuerdo contigo.
    Besos y felices fiestas del Pilar.
    :D

    ResponderEliminar
  3. Yo vivo en Zaragoza y sé de que hablas y estoy totalmente de acuerdo contigo, empresas enormes que no dejan los beneficios en nuestro entorno -como ocurre con el pequeño comercio- y que lo destruyen junto con sus empleados. Pero a la gente le da igual, creo que fueron 100.000 personas el día de la inuaguración y que los accesos con el coche se hallan colapsados. Muchas veces no entiendo nada. Casi todas.
    Un abrazo y diviértete lo que puedas.

    ResponderEliminar
  4. Hola Natalia, mucho tiempo sin pasar por aquí, ya sabes que últimamente frecuento poco la blogosfera, sobre todo por falta de tiempo. Pero no quiero dejar pasar la ocasión de desearte unas felices fiestas del Pilar.

    En cuanto a los centros comerciales, por bonitos que sean, no me gustan nada, es más, hasta he llegado a sentirme mal si estoy más de dos horas, no sé quizá me desconcentro mucho con tanta gente, o quizás sentir que estoy metida en la vorágine consumista. Además tienes razón, no creo que tantos centros comerciales sean necesarios.

    Un beso, guapa, y disfruta las fiestas!

    ResponderEliminar

Deja tu opinión para que pueda saber qué te ha parecido la entrada, si te ha gustado, si has aprendido algo, si te gustaría que hubiera más escritos de este tipo o incluso, lo que te parece el blog... Lo que quieras siempre que sea desde el respeto y la educación :)

Aprovecha para dejar tus Palabras del lector.
Gracias =)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...